martin-guzman-ofrecio-bonos-atados-al-dolar-y-asi-consiguio-$-100.000-millones-para-financiar-el-deficitEconomía 

Martín Guzmán ofreció bonos atados al dólar y así consiguió $ 100.000 millones para financiar el déficit

Pese al clima de nervios por la cercanía de las elecciones del domingo y las expectativas de devaluación a futuro, el Gobierno superó un nuevo test al colocar casi $100.000 millones en la licitación de deuda de este jueves y cubrir así los vencimientos de la semana próxima con la ayuda de títulos indexados al dólar y la inflación, junto con una mejora en las tasas.

La última subasta había generado incertidumbre después del traspié en agosto, cuando no se pudo renovar la totalidad de los vencimientos. Y encima se sumó la tensión por la suba del dólar blue -este jueves cerró a $186,5-, lo que llevó en las últimas horas a Martín Guzmán a ratificar la “robustez” de la economía y negar la posibilidad de una devaluación.

En ese marco, la secretaría de Finanzas recibió 676 ofertas por $147.348 millones y adjudicó un valor efectivo de $99.608 millones, lo que representa un 14% por encima de los $87.000 millones que vencen la semana próxima. Los hombres de Guzmán explicaron que dejaron afuera un 30% de la demanda para no convalidar una mayor suba de tasas. 

Los principales caballitos de batalla fueron dos bonos ajustados al tipo de cambio (dollar linked), que captaron el 46% de lo adjudicado. El que vence en noviembre de 2022 rinde 0,25% y el de abril de 2023, 0,25%. Las dos letras atadas a la evolución de los precios (LECER), en tanto, representaron un 32% de la colocación y vencen en abril y julio de 2022 con tasas reales de hasta 3,99%.

El nuevo bono atado al dólar fue la clave de esta licitación, el instrumento con mayor demanda, que brinda cobertura ante un potencial salto en el tipo de cambio para el acreedor y que al Gobierno le permite después de mucho tiempo estirar vencimientos para 2023, luego de haberlo intentado con tasa fija y CER”, dijo Lucio Garay Méndez, analista de EcoGo.

La otra pieza clave fue el canje concretado el viernes pasado de un bono BONTE en manos del Banco Nación, que permitió despejar un vencimiento de $157.000 millones. Guzmán le entregó a cambio 16 títulos (LEDES, LEPASE, LECER y BONCER) a la entidad, con rendimientos promedios del 45% en las letras a descuento con plazo hasta enero próximo.

Fue un buen resultado. Despues de renovar el bono en manos del Banco Nación, el Tesoro obtuvo más de $10.000 millones netos y es importante porque un tercio de los vencimientos de la LECER de la semana próxima estaban en manos de fondos del exterior, que en agosto dejaron sin renovar $20.000 millones”, dijo Lorena Giorgio, economista jefe de Equilibra.

En noviembre pasado, Guzmán buscó darle salida a PIMCO y Templeton con bonos en dólares por US$ 750 millones. Pero aún preservan tenencias en pesos que, según el funcionario, presionan sobre el dólar paralelo. Las LECER también habría atraído a los bancos.

Convalidaron tasas reales de casi 4% para los CER sin tomar toda la oferta, subieron la tasa. Los bancos tienen que elegir entre esos titulos o las LELIQ que pagan por debajo de la inflación o ahí nomás”, sostuvo Gabriel Caamaño, economista de Consultora Ledesma.

Por último, el Tesoro colocó en el FGS de ANSES parte de la LEDE con vencimiento en enero próximo al 40% anual. La próxima licitación será el 16 de septiembre.

TEMAS QUE APARECEN EN ESTA NOTA

Articulos relacionados